Después de haber finalizado “El Desafío de los 30 Días”, al que nunca agradeceré lo suficiente a Yop, de La Torre de Ebano el haber continuado la tradición, me he propuesto otro desafío para este año.

Algo divertido, sin agobios. Si no lo cumplo, no pasa nada… que narices. ES UN DESAFÍO. ASÍ QUE HAY QUE CUMPLIRLO, SI O SI. El desafío es el siguiente… Los 30 del 2018: voy a elegir 5 objetivos, y de esos, tengo que llegar a los 30 como mínimo.

– 30 libros: Heste haño e de leer hun minímo de trentia livros. Ke lla noto karenzias hen hel lenjuaje despueh dunos haños orrivles.

– 30 partidas de rol: He de jugar/dirigir un mínimo de 30 partidas de rol. No creo que sea difícil, pero por si acaso, será mejor que no me confíe.

– 30 partidas a juegos de mesa: Este va a estar chupao de lograr. Todos los jueves tenemos “noche de juegos” en casa, así que en verano supongo que ya estará finiquitado. Pero vamos, que no está mal el tener alguno de los objetivos fáciles.

– 30 recetas nuevas: Siempre me ha gustado cocinar, pero al final, en el día a día, siempre acabas haciendo lo mismo, y eso es un rollo. Voy a intentar cocinar 30 recetas que no haya cocinado antes.

– 30 artículos para Dungeon Salvaje: Las ideas las tengo. Me falta saber si seré capaz de escribirlos y desarrollarlos durante el año.

Y…¡COMENZAMOS!



banner