No me interesa analizar ninguna matemática. Soy informático y ya estoy analizando todas esas cosas en mi trabajo diario. Me aburre sobremanera intentar analizar los sistemas.

En todos los juegos que he creado he partido de sistemas que se han visto que funcionan. Me siento bien. Hay aficionados que se encuentran más cómodos con los sistemas, y yo con todo lo de alrededor.

Y así, todo bien.

Esta entrada pertenece al ciclo del Desafío de los 30 días, en su 4ª edición, que puedes seguir aquí: Desafío de los 30 días