Cuando tengas tu plano, crea una capa encima y pinta de color negro sobre todos los muros. Acuérdate de cerrar todas las habitaciones y estancias.

Vamos a crear varias alturas para nuestro castillo. La altura mayor y principal serían, como es lógico, las torres. Luego habría una altura para los tejados altos, otra para los tejados más bajos o planos, y una última altura para las plataformas por donde transitan los soldados por encima de los muros.

Crea una capa distinta para cada una de estas alturas: torres, tejados altos, tejados bajos y plataformas. Junto a estas capas, deberías tener la de los muros, pintados de negro. La capa de contraste rojo, una vez que ya has pintado de negro los muros, puedes borrarla.

SELECCIÓN Y RELLENO RÁPIDO

Puedes pintar a mano, pero esto es más rápido y vale para todos los pasos siguientes que voy a explicar.
Con la capa adecuada seleccionada, utiliza la herramienta de selección. Está en el menú de herramientas (el recuadro a la izquierda del dibujo), y es la segunda de la derecha empezando por arriba, la que tiene forma de varita mágica chispeante inclinada a la izquierda. El cursor del ratón cambia, y seleccionamos con un simple click el círculo o recuadro de nuestro plano que vaya a ser una torre. Instantáneamente, el famoso “corro de hormigas” de Photoshop bordeará la zona seleccionada. Ahora podéis pintar sin saliros de esa zona seleccionada. Utilizad la herramienta Bote de Pintura (la sexta de la derecha empezando por arriba, con forma de bote vertiendo pintura a la derecha) y rellenarais toda la selección con un solo click de ratón.
Para quitar la selección podéis hacer Crtl+D, o menú Selección > Deseleccionar.

Selecciona la capa Torres y pinta de rojo (o del color que vayan a tener tus torres) las partes de tu mapa correspondientes a las torres.

Selecciona la capa Plataformas y pinta de gris las zonas dónde quieras que haya plataformas de paso.

Selecciona la capa Tejados altos y pinta de marrón (o el color que hayas elegido para tus tejados) las zonas dónde quieras que estén estos tejados.

Selecciona la capa Tejados bajos y pinta del color que hayas elegido para tus tejados las zonas dónde quieras que estén estos tejados más bajos.

Te habrás fijado, que nuestros rellenos no “encajan” perfectamente con nuestros muros. Eso lo solucionamos ahora mismo.

Selecciona otra vez la Herramienta Bote de Pintura. Escoge el color del relleno a corregir y clicka sobre la habitación donde quieres que el relleno llegue hasta los muros.
Para volver a escoger el color exacto, utiliza la herramienta Pipeta (segunda de la derecha empezando por abajo, justo encima de la Lupa). Con esta herramienta clicka sobre el color que desees reproducir y verás como la ventana de selección de color de la barra de herramientas adquiere ese tono de color.

Cunado utilices la herramienta Bote de Pintura sobre un color, ya no hace falta seleccionar la zona a pintar, el propio bote rellenará sobre el color. Puede que tengas que hacer un par de rellenos, uno de encima de otro, hasta que veas que el color rellena bien todos los huecos.



banner