Buah! Que verano! O sea… os acordabais de cuando os decía que ¿cómo iba a estar un mes sin escribir? Pues no he estado un mes, no. He estado un mes y diez días. Y es que el verano ha[…]↓ Read the rest of this entry…