Si te fijas en tu mapa, verás que la mayor parte del trabajo ya lo hemos hecho. Ahora vamos a darle la puntilla para que nuestro mapa luzca como debe. Habrás observado –espero que no con preocupación- que el mapa está algo oscuro. La mejor manera de “arreglar” esto es añadir una capa de ajuste encima de todas las demás capas que has ido acumulando. Así que Capa > Nueva capa de ajuste; ahora tenemos varias opciones.

Brillo/ Contraste es la más fácil de usar, Niveles te permite más control y Curvas te da el control absoluto, pero es la más difícil de dominar. También tienes a tu disposición ajustar el esquema de color, añadiendo capas de ajuste como Equilibrio de color. Si los colores tienen un tono demasiado pastel para tu gusto, puedes añadir una capa de ajuste de Tono/ Saturación.

Esta es la fase donde puedes jugar a gusto con todos los controles hasta darle a tu mapa el aspecto que desees. A continuación, una imagen de la ciudad de Tebrón, antes de los ajustes finales y después.



banner