Cada día Juan se levanta, desayuna y se dirige al trabajo.

Trabaja durante todo el día. Es otra persona más, sin nada especial que la distinga de otras. Con su ropa anodina. Su comida anodina. Sus compañeros anodinos. Por la tarde, cuando termina su jornada profesional, Juan llega a casa y cena. Como tantos y tantos otros en sus respectivas casas. Algo de carne, algo de verduras o algo de pescado. Posiblemente algo pre-cocinado, que se caliente en unos minutos y esté preparado para comer.

Sin embargo, cuando termina de cenar, mientras otros encienden la tele y se preparan para dejarse aborregar por lo que sacan en la caja tonta, él se transforma. Enciende su imaginación, y comienza a vivir aventuras. Persecuciones, zombies, poderes mutantes. Sobrevivir en una guerra, descubrir una conspiración a nivel mundial o asaltar una fortaleza tecnológica.

Cuando Juan se acuesta, su ultimo pensamiento es el deseo de volver a jugar al día siguiente.

BPG

El próximo producto de Trasgotauro.

En pocos días, para vuestro disfrute.



banner