Mundolibro
Autor: Henry Petroski
Editorial: Edhasa (Ensayo)
ISBN: 84-350-2640-X
397 páginas

De la contraportada

La industria editorial está acumulando tal cantidad de libros al año que poner un poco de orden se ha convertido en una cuestión de gran importancia no solo para las bibliotecas, sino para cualquier lector. Pero ordenar una biblioteca es, además, poco menos que sistematizar el conocimiento humano.

Reconstruir la historia de la estantería es un modo original de abordar la historia del libro, de comprender hasta qué punto los hábitos culturales han cambiado, de averiguar cómo la consideración hacia la palabra escrita, desde que nació la necesidad de conservarla, se ha ido alterando, del mismo modo que ha cambiado su soporte y evolucinaba la técnica.

Tras una rigurosa y completa investigación, que le ha llevado a las más importantes bibliotecas públicas de todo el mundo, Henry Petroski nos ofrece esa historia de un modo ameno, con unos refrescantes chispazos de humor y con un equilibrio poco frecuente entre erudicción y amenidad, y nos cuenta todo lo que siempre habíamos deseado saber (y mucho más) acerca de los libros y de cómo se han usado a lo largo de los siglos.

Opinión personal

El ensayo ofrece un enfoque interesante a aquellos que buscan información sobre el mundo del libro, del cual hemos de reconocer que tiene numerosos elementos atractivos, a la cual más interesante. Si en otros textos puedes leer sobre su construcción, su tipografía, su distribución, en este se centra en las estanterías.

El autor utiliza una manera sencilla y muy amena de avanzar a través de la historia donde relaciona la forma de las estanterías con la forma de los libros que los ocupa, así como aquellos que los usan. Las relaciones entre sí son curiosas. Las encuadernaciones, la necesidad de tener un mayor aprovechamiento de la luz a la hora de leer, los libros encadenados (al mas puro estilo de los libros mágicos de Terry Pratchett), la forma de sujetar el libro a la hora de leer, la apilación, las banquetas de lectura, todo, acaba teniendo relación entre sí, y a todo ello el autor busca respuestas y asociaciones.

El libro es facil de leer. No se hace pesado y los numerosos ejemplos consiguen que la lectura avance de forma continua y las numerosas láminas facilitan la comprensión del texto. Sin embargo, su mayor virtud es la que critican sus detractores. La lectura sencilla puede pecar para aquellos que buscan un texto de estudio algo demasiado ligero para sus gustos, y se critica que el texto puede pecar de aburrido en algunas ocasiones. Sin embargo, para aquellos que busquen una descripción que pueda utilizar en sus textos para los juegos de rol es perfecta, además de permitir un acercamiento a toda esta parte relacionada con la literatura que no tendríamos de otra forma.



banner